Últimas reflexiones

Últimas Reflexiones

viernes, 27 de febrero de 2015

40 Días por la Vida - 28/2/2015

“El papel específico de los médicos es curar las enfermedades y aliviar los sufrimientos, por ello, cualquier forma de participación de un médico en cualquier acción que pudiera causar la muerte, no es ética porque viola la función del médico”

Revista científica JAMA 298; 2779-2781, 2007

Perú_Daniela Leon Rojas - danielitalyon@hotmail.com  


Lectura para meditar (tomado del Evangelium Vitae)
« ¿Qué has hecho? » (Gn 4, 10): eclipse del valor de la vida
17. La humanidad de hoy nos ofrece un espectáculo verdaderamente alarmante, si consideramos no sólo los diversos ámbitos en los que se producen los atentados contra la vida, sino también su singular proporción numérica, junto con el múltiple y poderoso apoyo que reciben de una vasta opinión pública, de un frecuente reconocimiento legal y de la implicación de una parte del personal sanitario.
Como afirmé con fuerza en Denver, con ocasión de la VIII Jornada Mundial de la Juventud: « Con el tiempo, las amenazas contra la vida no disminuyen. Al contrario, adquieren dimensiones enormes. No se trata sólo de amenazas procedentes del exterior, de las fuerzas de la naturaleza o de los "Caínes" que asesinan a los "Abeles"; no, se trata deamenazas programadas de manera científica y sistemática. El siglo XX será considerado una época de ataques masivos contra la vida, una serie interminable de guerras y una destrucción permanente de vidas humanas inocentes. Los falsos profetas y los falsos maestros han logrado el mayor éxito posible ».15 Más allá de las intenciones, que pueden ser diversas y presentar tal vez aspectos convincentes incluso en nombre de la solidaridad, estamos en realidad ante una objetiva « conjura contra la vida », que ve implicadas incluso a Instituciones internacionales, dedicadas a alentar y programar auténticas campañas de difusión de la anticoncepción, la esterilización y el aborto. Finalmente, no se puede negar que los medios de comunicación social son con frecuencia cómplices de esta conjura, creando en la opinión pública una cultura que presenta el recurso a la anticoncepción, la esterilización, el aborto y la misma eutanasia como un signo de progreso y conquista de libertad, mientras muestran como enemigas de la libertad y del progreso las posiciones incondicionales a favor de la vida.

Intención/motivación del día

En esta oportunidad quiero compartirles dos cosas:
1.- el evangelio de hoy, jueves 26 de febrero el cual a pesar de haberlo escuchado y leído muchas veces en mi vida, HOY  me trae un mensaje nuevo, le doy gracias a Dios por ello.

Mateo 7, 7-12

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: Pedid y se os dará; buscad y hallaréis; llamad y se os abrirá. Porque todo el que pide recibe; el que busca, halla; y al que llama, se le abrirá. ¿O hay acaso alguno entre vosotros que al hijo que le pide pan le dé una piedra; o si le pide un pez, le dé una culebra? Si, pues, vosotros, siendo malos, sabéis dar cosas buenas a vuestros hijos, ¡cuánto más vuestro Padre que está en los cielos dará cosas buenas a los que se las pidan! Por tanto, todo cuanto queráis que os hagan los hombres, hacédselo también vosotros a ellos; porque ésta es la Ley y los Profetas.

El evangelio es muy claro en su mensaje en relación al infinito amor que tiene Dios con nosotros sus hijos.

La Vida es un DON DE DIOS y como tal es valiosa y es claro que muy pocos en el mundo reconocemos esto ya que cada vez más se decide sobre la vida de los demás como si esta no valiera nada.

Todos los días escuchamos en la radio o vemos en el televisor como nos matamos a causa de la religión, por una infidelidad, por dinero, por exceso de alcohol, etc. Nos causa horror y hasta a veces creemos que no es verdad, que no es posible tanto odio. Lamentablemente es verdad y es importante que reconozcamos que existe para así saber cómo hacer para luchar contra esto.

Clamemos al amor de los amores por el cese de todo tipo de violencia, no nos cansemos de elevar nuestras oraciones por todos nuestros hermanos sobre todo por aquellos que no conocen de este amor de Dios

2.- En los últimos años he tenido la oportunidad de conocer un poquito más de cerca a una persona en mi comunidad que es para mí como un Ángel, ella no se cansa ningún día de hacernos recordar dar las gracias a Dios por el DON DE LA VIDA y que Cristo nos espera todos los domingos en la Eucaristía con los brazos abiertos. Ella lo hace a través de su cuenta en Facebook porque es muy tímida para hablar con la gente y porque tiene un ‘leve retardo’. La verdad su sabiduría espiritual es muy grande y siempre nos sorprende.

Le doy gracias a Dios por ella y por su madre, por decirle un SI A LA VIDA y por todas las madres que día a día a cada minuto le dicen SI A LA VIDA.




ORACIÓN POR LA VIDA

Oh María, aurora del mundo nuevo,
Madre de los vivientes,
a Ti confiamos la causa de la vida:
mira Madre el número inmenso de niños
a quienes se impide nacer,
de pobres a quienes se hace difícil vivir,
de hombres y mujeres víctimas de violencia inhumana,
de ancianos y enfermos muertos
a causa de la indiferencia o de una presunta piedad.
Haz que quienes creen en tu hijo sepan anunciar
con firmeza y amor a los hombres de nuestro tiempo
el Evangelio de la vida.
Alcánzales la gracia de acogerlo como don siempre nuevo,
la alegría de celebrarlo con gratitud durante toda su existencia
y la valentía de testimoniarlo con solícita constancia,
para construir, junto con todos los hombres de buena voluntad,
la civilización de la verdad y del amor,
para alabanza y gloria de Dios Creador
y amante de la vida.
Amén

Juan Pablo II

Encíclica: Evangelium Vitae sobre el Valor y el Carácter Inviolable de la Vida Humana

ORACIÓN ECUMÉNICA

OH Señor, a Ti confiamos la causa de la vida:
mira, Padre el número inmenso de niños
a quienes se impide nacer,
de pobres a quienes se hace difícil vivir,
de hombres y mujeres víctimas de violencia inhumana,
de ancianos y enfermos muertos
a causa de la indiferencia o de una presunta piedad.
Haz que quienes creen en tu hijo sepan anunciar con firmeza y amor
a los hombres de nuestro tiempo el Evangelio de la vida.
Alcánzales la gracia de acogerlo como don siempre nuevo,
la alegría de celebrarlo con gratitud durante toda su existencia
y la valentía de testimoniarlo con solícita constancia,
para construir, junto con todos los hombres de buena voluntad,
la civilización de la verdad y del amor,
para alabanza y gloria de tu Nombre.
Amén
Enlaces de interés
Oraciones en otros idiomas (inglés, italiano, finlandés)

No hay comentarios:

Publicar un comentario