Últimas reflexiones

Últimas Reflexiones

viernes, 1 de octubre de 2010

40 Días por la Vida - 10

Cuarenta días por la Vida

22 de Septiembre al 31 de Octubre 2010

Viernes, 1 de Octubre de 2010

“La vida no pertenece al hombre. Le sobrepasa porque ha sido recibida de Dios. Es sagrada. Ningún hombre puede disponer de ella a su antojo.”

PABLO VI

Reflexión

Uno de los fines del matriomonio es la procreación, pero ello no significa que los esposos por medio del matrimonio adquieran el "derecho" a ser padres. Más bien, asumen la responsabilidad de estar al servicio de la vida y de Aquêl que es el Creador de la vida.

Intención del día

Oremos por las parejas de esposos que enfrentan problemas de infertilidad, para que sean concientes de la naturaleza sagrada de la vida y resistan por amor a Dios y respeto a la vida, la tentación de someterse a têcnicas artificiales de reproducción.

Motivación del día


Como he mencionado anteriormente, uno de los fines del matrimonio es la procreación; por ello resulta obvio que los esposos deben rechazar el aborto y los medios anticonceptivos como forma de planificación familiar.

Sin embargo, para aquellas parejas abiertas a la vida y que creen firmemente que el amor conyugal está destinado a ser fecundo, resulta menos obvio el aceptar que recurrir a técnicas de reproducción artificial equivale a desconocer el aspecto sobrenatural de la vida.

Los esposos debemos reconocernos co-partícipes de Dios en el proceso de creación de la vida humana y por tanto no debemos pretender manipular nuestros cuerpos con la ayuda de la tecnología para lograr el anhelo de convertirnos en padres.


Todo ser humano tiene el derecho a ser concebido por medio de un acto sexual de entrega amorosa de sus padres, acorde a la Voluntad Divina, y no como resultado de tecnologías practicadas por terceros en un laboratorio.

Por otro lado, los hijos biológicos no son la única manera de ser fecundos. Un matrimonio puede ser fecundo a través de su trabajo en la comunidad, por medio de su testimonio de vida en pareja y su posición firme de defensa y respeto a la vida humana.

ORACIÓN ECUMÉNICA

OH Señor,a Ti confiamos la causa de la vida:
mira, Padre el número inmenso de niños
a quienes se impide nacer,
de pobres a quienes se hace difícil vivir,
de hombres y mujeres víctimas de violencia inhumana,
de ancianos y enfermos muertos
a causa de la indiferencia o de una presunta piedad.
Haz que quienes creen en tu hijo sepan anunciar con firmeza y amor
a los hombres de nuestro tiempo el Evangelio de la vida.
Alcánzales la gracia de acogerlo como don siempre nuevo,
la alegría de celebrarlo con gratitud durante toda su existencia
y la valentía de testimoniarlo con solícita constancia,
para construir, junto con todos los hombres de buena voluntad,
la civilización de la verdad y del amor,
para alabanza y gloria de tu Nombre.
Amén

ORACIÓN POR LA VIDA

Oh María, aurora del mundo nuevo,
Madre de los vivientes,
a Ti confiamos la causa de la vida:
mira Madre el número inmenso de niños
a quienes se impide nacer,
de pobres a quienes se hace difícil vivir,
de hombres y mujeres víctimas de violencia inhumana,
de ancianos y enfermos muertos
a causa de la indiferencia o de una presunta piedad.
Haz que quienes creen en tu hijo sepan anunciar
con firmeza y amor a los hombres de nuestro tiempo
el Evangelio de la vida.
Alcánzales la gracia de acogerlo como don siempre nuevo,
la alegría de celebrarlo con gratitud durante toda su existencia
y la valentía de testimoniarlo con solícita constancia,
para construir, junto con todos los hombres de buena voluntad,
la civilización de la verdad y del amor,
para alabanza y gloria de Dios Creador
y amante de la vida.
Amén

Juan Pablo II
Encíclica: Evangelium Vitae sobre el Valor y el Carácter Inviolablede la Vida Humana


Enlaces de interés:


Oraciones en otros idiomas (inglés, italiano, finlandés)

No hay comentarios:

Publicar un comentario