Últimas reflexiones

Últimas Reflexiones

jueves, 18 de febrero de 2010

40 días por la Vida - Día 5

Cuarenta días por la Vida

13 de Febrero al 24 de Marzo 2010

Día 5, miércoles, 17 de febrero de 2010

“Como se haga la oración que es lo más importante, no dejará de hacerse todo lo demás...”.

SANTA TERESA DE JESÚS

Reflexión

Arrepiéntanse y crean en la Buena Nueva.

Intención del día

Oremos para que estas primeras palabras de Jesús, en su ministerio público, puedan ser escuchadas por todos los que han cometido abortos. Que sepan que el Señor los llama a la conversión y que puedan experimentar un arrepentimiento de entrega a la vida.

Motivación del día

Maria Elena de Quan malenadequan@gmail.com

CUARESMA DE RECONCILIACIÓN

Les pido a todos que se unan conmigo en el inicio de la Cuaresma de este año, en profunda oración, pidiendo al Señor de la vida, que nos ayude a ser verdaderamente justos, justos desde el amor.
Estamos también invitados a reconciliarnos con Dios y con los hermanos. La falta de reconciliación, la falta de justicia, no tiene raíces exclusivamente externas. Tiene su origen en el corazón humano.

Por eso, hoy vayamos a recibir las CENIZAS como signo que aceptamos doblegar nuestra soberbia, raíz de toda división, acogiendo estas palabras de la Sagrada Escritura:
“Acuérdate que eres polvo y al polvo volverás” (Génesis 3, 19), o éstas: “Conviértete, y cree en el Evangelio” (Marcos 1, 15).

Convertirse a Cristo, creer en el Evangelio, significa precisamente esto: salir de la ilusión de la autosuficiencia para descubrir y aceptar la propia indigencia, indigencia de los demás y de Dios, exigencia de su perdón y de su amistad. (Mensaje Cuaresma 2010. Benedicto XVI).

Para erradicar de nuestro corazón toda vanagloria, que nos lleva a pensar que somos mejores que los demás o que tenemos siempre la razón, el EVANGELIO de hoy (Mateo 6, 1-6.16-18) nos invita a una nueva vivencia acerca de las principales prácticas cuaresmales: la limosna, la oración y el ayuno.

En resumen, dice Jesús en el Evangelio:
“Eviten hacer el bien delante de la gente para que los vean… En cambio háganlo ante el Padre que ve en lo secreto y Él les premiará”.

MIÉRCOLES DE CENIZA

 Al momento de recibir la ceniza, signo de penitencia, ¿qué le voy a decir/ofrecer al Señor para esta Cuaresma?
 ¿Qué tengo que dejar (actitudes, comportamientos, actos, etc.) para tener un corazón siempre capaz de la reconciliación?
 ¿Qué debo cambiar para dejarme reconciliar con Dios?

Al igual que San Pablo, les invitamos a sentirse profundamente MENSAJEROS DE LA RECONCILIACIÓN. Por eso decía (2 Cor 5, 20): “De parte de Cristo, les suplicamos: déjense reconciliar con Dios”.

Por experiencia sabemos que en el contexto actual nuestro compromiso a favor y en defensa de la vida humana, parece cada vez más delicado y difícil, pero “la creciente sensibilidad de cara a la vida humana anima a proseguir con cada vez mayor empuje y con valor en este importante servicio a la vida y a la educación en los valores evangélicos de las futuras generaciones”.

Oración para todos los días

ORACIÓN ECUMÉNICA

OH Señor,a Ti confiamos la causa de la vida:
mira, Padre el número inmenso de niños
a quienes se impide nacer,
de pobres a quienes se hace difícil vivir,
de hombres y mujeres víctimas de violencia inhumana,
de ancianos y enfermos muertos
a causa de la indiferencia o de una presunta piedad.
Haz que quienes creen en tu hijo sepan anunciar con firmeza y amor
a los hombres de nuestro tiempo el Evangelio de la vida.
Alcánzales la gracia de acogerlo como don siempre nuevo,
la alegría de celebrarlo con gratitud durante toda su existencia
y la valentía de testimoniarlo con solícita constancia,
para construir, junto con todos los hombres de buena voluntad,
la civilización de la verdad y del amor,
para alabanza y gloria de tu Nombre.
Amén

ORACIÓN POR LA VIDA

Oh María, aurora del mundo nuevo,
Madre de los vivientes,
a Ti confiamos la causa de la vida:
mira Madre el número inmenso de niños
a quienes se impide nacer,
de pobres a quienes se hace difícil vivir,
de hombres y mujeres víctimas de violencia inhumana,
de ancianos y enfermos muertos
a causa de la indiferencia o de una presunta piedad.
Haz que quienes creen en tu hijo sepan anunciar
con firmeza y amor a los hombres de nuestro tiempo
el Evangelio de la vida.
Alcánzales la gracia de acogerlo como don siempre nuevo,
la alegría de celebrarlo con gratitud durante toda su existencia
y la valentía de testimoniarlo con solícita constancia,
para construir, junto con todos los hombres de buena voluntad,
la civilización de la verdad y del amor,
para alabanza y gloria de Dios Creador
y amante de la vida.
Amén

Juan Pablo II
Encíclica: Evangelium Vitae sobre el Valor y el Carácter Inviolablede la Vida Humana

Enlaces de interés:

Oraciones en otros idiomas (inglés, italiano, finlandés)

No hay comentarios:

Publicar un comentario