Últimas reflexiones

Últimas Reflexiones

domingo, 25 de octubre de 2009

DE LA MANO CON BENEDICTO XVI.

Nuestra Señora de los Dolores (Virgen de los Volcanes), Patrona de Lanzarote

Es enorme la labor que está haciendo nuestro amigo Ángel Sánchez Toledano, enorme porque no hay nada más grande que unirnos en oración por una causa común: "VENGA TU REINO SEÑOR".
Por la Gracia del ESPÍRITU SANTO ha sido elegido para unirnos y su "iniciativa" (picar aquí para agregarte) está asistida por el ESPÍRITU. Hoy nos cuesta entender que muchos de nosotros, todos cuando nos ponemos en sus MANOS, estámos dirigidos por el ESPÍRITU SANTO.

Nuestro SEÑOR JESÚS se fue para dar paso a la Tercera Persona de la Santísima Trinidad la labor de continuar el camino de su Obra: la Iglesia, y desde ese momento su camino sigue firme y sin interrupción. Es esta la clave que explica como uno de los más prestigiosos sociólogos haya empezado a interpelarse su fe al no comprender como la Iglesia no haya desaparecido ya. Y es que no hay otra explicación: la presencia del ESPÍRITU SANTO.

Y como María concibió por Obra y Gracia del ESPÍRITU SANTO, hoy muchos de los discípulos que nos esforzamos en seguir a JESÚS están asistidos por el ESPÍRITU. Esto es promesa de JESÚS, y sabemos por experiencia propia que todo lo que promete el SEÑOR es palabra de ley. En ÉL se ha cumplido todo lo profetizado, y también ha hecho todo lo prometido, cerrando su afirmación como HIJO del PADRE con su muerte y Resurrección.

JESÚS ha resucitado y, porque eso queda testimoniado por todos sus discípulos que vivieron con ÉL, en consecuencia podemos fiarnos de ÉL. Todo lo que ha dicho lo ha cumplido, hasta la Resurrección, y, por lo tanto, la promesa del envío del ESPÍRITU también.

Por eso no nos debe extrañar que discípulos como Ángel reciban la luz, la fuerza y sabiduría para realizar tales prodigios y unirnos a todos en fraternal oración junto a la Madre que nos guía y acoge. Y yo sugiero, me acaba de suscitar en estos momentos, y he terminado de rezarlo, que los que puedan y quieran nos tomemos de la mano virtualmente y nos unamos en la oración del Santo Rosario los sábados, como nos invita Ángel, pero a una hora determinada. Ya alguien, no recuerdo ahora, lo compartía en los comentarios como algo que hacían en otros lugares.

Y esa hora, la que yo humildemente propongo, es, unidos de la mano con Benedicto XVI a las cinco y media de la madrugada, hora canaria (seis y media en Península) junto a todas las personas que también lo hacen por Radio María. Es una hora que testimonia de una manera más pura y transparente nuestro serio compromiso por la causa. Además, encierra un doble valor porque, unido a la oración conlleva un sacrificio de desapego y disciplina. Creo que es una plegaria, junto a María y tomados de la mano virtual de nuestro Vicario, que el PADRE no podrá resistirse a concedernos los favores que necesitemos para extender su Reino aquí en la tierra.

Dejo la propuesta ahí y mi compromiso de rezarlo los sábados a esa hora.

Pero mi intención de traerlo aquí es para alentarnos unidos en la oración y pedirle a nuestra Madre por la defensa de la vida. Ella que invitó a su HIJO a que convirtiera el agua en vino, le pedimos, todos unidos, que ilumine a los que tienen la posibilidad de decidir sobre la vida de esos niños inocentes, que viven ya en el seno de sus madres, y se den cuenta que la vida es un don de DIOS que nadie puede tomar decisiones sobre ella.





No hay comentarios:

Publicar un comentario